Por tiempo varios pensadores cristianos y teologos empezaron a describir el alejamiento gradual de la nacion de Estados Unidos de sus principios cristianos heredados de los multiples grupos protestantes (puritanos) que huyian de Europa por causa de la persecucion religiosa. La desintegracion no fue por la fuerza humanista que persistia afuera de la esfera religiosa que permeaba la cultura nueva americana.  La caida empezo desde adentro, dentro de las aulas de las seminarios cristianos y por consecuencia por los pulpitos de ministros estudiados en las ciencias populares de su tiempo. Desde los 1800’s este decline de influencia cristiana seria gradualmente incrementando hasta lo que ahora vemos manisfestarse en una nacion donde el aborto estara disponible al costo del pagador de impuestos, el matrimonio gay como una forma ligitima de matrimonio y una creciente intolerancia ante aquellos que  afirman un Cristianismo Biblico.  En esta generacion los verdaderos cristianos de Estados Unidos sabran que significa ser perseguido por los valores centrales de la fe cristiana.  El afirmar las verdades de la Escritura seran  razones por desprecio de una cultura mas agnostica y ego centrica donde las libertades del hombre son mas importantes que las leyes de Dios.  Hoy podemos decir con claridad que El Evangelio se ha ido de Estados Unidos.  Agencias misioneras ya ven a Estados Unidos, no como un pais enviador de misioneros sino una nacion no alcanzada por el Evangelio. Lo triste es que en el temor de que Estados Unidos deje de ser una nacion Cristiana, se observa que en la reaccion temerosa, no se predica un Evangelio Biblico sino un evangelio nacionalista americano que promete regresar el pais a los principios originales de los padres fundadores.  Este tipo de mensaje ya no resuena en una cultura donde otras culturas y nacionalidades tuvieron un diferente incio.  Los padres fundadores de Estados Unidos no tienen nada de atractivo para imigrantes que lucharon por sobrevivir la odisea de cruzar las fronteras peligrosas. Los imigrantes a Estados Unidos de cualqier nacionalidad no tienen como objetivo regresar a principios cristianos cuando  estan luchando por proveer las necesidades basicas a sus familias siendo una generacion en transicion. Hoy es un dia diferente si eres Cristiano en Estados Unidos, hoy ser Cristiano aqui significa ser Misionero, Los misioneros ya no van a el campo, y el campo mas bien vino a los cristianos de Estados Unidos. Me pregunto si en una decada o dos el cristianismo sera tan muerto como el cristianismo de Europa.  Por mientras, hay que seguir labrando en Latinoamerica. Latinoamerica teologicamente todavia esta en los siglos 14 y 15.  No ha surgido una reforma historica biblica como la de Europa.  Oremos a Dios por tal y que Dios levante su Iglesia de entre los mucho latinoamericanos como herencia comprada en la cruz.